Imprimir

Alimentarse para el Deporte

                                                        Foto: kualifamily.com

La alimentación y el horario en que comemos son muy importantes para el buen desempeño en el deporte. Quizás vos salís a correr en la mañana, antes de la facultad o el trabajo; o durante la tarde o noche salís en bici, jugás al fútbol, vas al gimnasio o a nadar: el horario en que hacemos una actividad deportiva debe complementarse con el horario de nuestra alimentación. El orden y la planificación definirán de manera positiva nuestro rendimiento.

Un buen desayuno te garantiza un mejor rendimiento físico e intelectual. Debe hacerse una par de horas antes de comenzar los ejercicios para no sufrir cortes de digestión y utilizar mejor la energía de los alimentos.

Los especialistas aconsejan un desayuno que contenga carbohidratos de asimilación media o lenta (pan integral, cereales integrales, avena, galletas integrales), lácteos, cortes de futa y jugo de naranja sin azúcar. También se puede incorporar algún alimento proteico como jamón, pavo, huevos. Café, té o infusiones también son factibles.

No se recomienda consumir azúcar ni alimentos ricos en azúcares de absorción rápida (medialunas, donuts) ya que aportan una energía que se consume demasiado rápido en actividades deportivas de mayor esfuerzo y duración.

Si el ejercicio se realiza a media mañana es conveniente desayunar dos horas antes como mínimo. Si te ejercitás a mediodía o durante la hora de almuerzo, conviene comer a media mañana una merienda. Fruta, una barrita de cereal o un jugo de frutas está bien.

Para ejercicios de media tarde es recomendable comidas bajas en grasas y de fácil digestión. Si lo hacés al atardecer, la alimentación debe ser un par de horas y si por razones de trabajo o estudio no tenés otra opción que hacerlo desde las 10 de la noche, lo mejor es hacerlo de manera ligera y  después de la rutina, así no tendrás malestares al dormir.

Un alimento rico en proteínas debe estar presente entre  los que van al gimnasio a hacer musculatura o realizan sesiones de ejercicio fuerza/potencia.

Si hacés running o competencias de alto rendimiento y desgaste, generalmente realizadas durante  la mañana, los especialistas recomiendan para el desayuno hidratos de carbono complejos, como cereales integrales, frutos secos, avena o frutas combinadas con miel o mermeladas.

Todo para un mejor rendimiento en competencia.

Podés encontrar más información y asesoría en Nutrición en la Red o en La Bolsa del Corredor.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*


*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>